Notificaciones Ocultas

Mis plegarias y sacrificios de contactos al Dios de Facebook han tenido sus frutos. Gracias a bloquear quizzes pelotudos y mal armados, mi tiempo en esta red social ha disminuido muchisimo, ya que no tengo que andar esquivando preguntas de usuarios con mucho más tiempo libre que yo al estilo: “¿Que tipo de fruta sos?”, o “¿Que marca de papel higiénico fuiste en tu vida pasada?”

Seguimos en la lucha, Javier Salinas ya se ofreció como Sumo Sacerdote Destripador de Programadores de Aplicaciones de Facebook, si es que esta situación continúa.